Llegó el día de despedirnos de una gran voluntaria que ha mostrado todo su cariño durante un año y medio.

Pauline Hillenbrand regresa a su país, Alemania, con la maleta y el corazón cargados de recuerdos y buenos momentos con todos los niños/as de Plataforma Solidaria.

Con lágrimas en los ojos te decimos adios y muchísimas gracias por toda tu entrega. Te esperamos pronto!